Empezó a despedirse con un empate

En un partido con múltiples irregularidades, pero aún así con goles, el Rayadito del «Tiburón» Torres empató 2-2 ante Sol de América, en lo que fue su primer encuentro como equipo descendido. Bien lo dijo el entrenador, que jugarán con bastante profesionalismo en lo que quede del torneo, más allá de que los resultados ya no sirven, aunque el Santo todavía puede meterse a la Liguilla.

Con el triunfo de 12 de Octubre frente a Guaireña, el descenso de San Lorenzo, matemáticamente, quedó confirmado. En promedios ya no podrá alcanzar a los itaugüeños, aún ganando todos sus partidos. A sabiendas de eso, el Rayadito intentó hacer un papel digno, pero el encuentro fue bastante discreto, y estando arriba en el marcador, tuvo que resignar el empate final.

San Lorenzo iba perdiendo, lo empató Luis Cáceres de cabeza, para que luego Richard Salinas dé vuelta el resultado a su favor. Pero un golazo de tiro libre de Juan Ramón Cáceres sentenció la paridad final de 2-2.

Los puntos en juego servían para que la visita pueda ir asegurando su clasificación a la Copa Sudamericana, mientras que al conjunto de Roberto Torres solo le queda pelear por un cupo en la Liguilla, etapa a la que ingresan los ocho mejores posicionados, pero para ello debe ganar sus dos últimos partidos, que será ante Cerro Porteño y River. 

Por otro lado, San Lorenzo puede mantener una mínima chance de pelear aún la permanencia, ya que Guaireña presentó una protesta contra 12 de Octubre, debido a que el partido del viernes tuvo que postergarse porque las líneas del campo de juego no eran visibles. Si la protesta falla a favor de Guaireña, el conjunto universitario tendrá chances matemáticas, aunque bastante escasas.

Comentarios de Facebook